7:12 hs. | Mar, 22.sep.2020

BUE clima T: 19°C  H: 61%

Destinos | PLAYAS, TERMAS, PARQUES ACUÁTICOS Y MAS

Escapadas familiares a Brasil en baja temporada

Con un clima de verano permanente, playas tranquilas y más de cien vuelos semanales que conectan destinos argentinos y brasileros, las opciones son múltiples para todo tipo de actividades.

30.08.2019 13:07 |  EMBRATUR | 

Con más de 100 vuelos semanales entre ciudades argentinas y brasileñas, se amplía el abanico de opciones de descanso en familia y grupos, para presupuestos diversos y con opciones para todas las edades.

Según el presidente de Embratur, Gilson Machado Neto, la conexión turística entre ambos países seguirá en aumento. "Hoy en día tenemos vuelos regulares desde Argentina a 15 ciudades, pero esa oferta se ampliará en el corto plazo, con la llegada de nuevas empresas low cost este año, atraídas por las facilidades que el gobierno ofrece para invertir en el sector aerocomercial, y eso se reflejará en mayor competencia de precios", prevé Machado Neto. Para un descanso corto, Brasil ofrece alternativas diversas y accesibles durante esta época del año.

Ceará, la meca de los parques acuáticos
Conocido como "Tierra del Sol", el estado de Ceará (ubicado al Noreste de Brasil) ofrece un clima siempre cálido, especialmente entre agosto y diciembre. Por eso ha sido elegido a lo largo de los años como un enclave perfecto para las actividades recreativas al aire libre, ya que el sol y el calor suelen ser una presencia constante: basta preguntar a cualquier habitante de Ceará su opinión sobre el clima y lo poco que llueve en la región.
Para disfrutar verano eterno de Ceará, los parques acuáticos son una excelente opción para familias con niños o adolescentes, grupos o parejas, ya que ofrecen estructura de placer, gastronomía y de hotelería, para pasar el día al aire libre y en remojo. Entre los más conocidos y populares están el Beach Park, Ytacaranha, Arajara y el Itapariká Beach.
Ubicado en la ciudad de Aquiraz, a 30 kilómetros de Fortaleza, Beach Park tiene una infraestructura excelente en sus 35.000 metros cuadrados de superficie y juegos para todos los gustos y edades: desde toboganes con altura de vértigo a Kids Club para los más chicos y spa para los adultos que quieren aprovechar los días libres. A pocos kilómetros de Beach Park, Ytacaranha es un complejo más sencillo y accesible que también ofrece diversión familiar. Con unos veinte mil metros cuadrados y treinta metros del mar, los niños se divertirán en toboganes, castillos, juegos acuáticos, barcos piratas, piscinas y otras atracciones. Y para quienes quieren combinar playa con parque acuático, el Itapariká Beach es ideal para ir con niños. Está ubicado en la Praia do Futuro, una de las más céntricas de Fortaleza, la capital del estado. Aunque los parques están repletos de quinchos y pérgolas para dar sombra, el protector solar y ropa adecuada para protegerse del sol serán indispensables.

Aguas termales y juegos acuáticos en Goiás
Goiás -ciudad a 280 kilómetros de Brasilia- es un punto de atracción turística por sus complejos de aguas termales, contemporáneos, de público diverso y con una oferta de hotelería muy amplia. Nada mejor para conocer el Brasil más auténtico, donde la naturaleza y la geografía del cerrado ofrecen confort y diversión para todos los gustos.
El municipio de Caldas Novas, ubicado al sur de Goiás, es parte del mayor parque hidrotermal del mundo. Allí, gracias a un fenómeno geológico, el agua de lluvia se filtra en la tierra a más de 2.000 metros de profundidad y, debido a la alta presión, vuelve a burbujeante a la superficie. Por lo tanto, las piscinas y los parques acuáticos del complejo en la región reciben agua a 37 ° C durante todo el año.
Caldas Novas posee el mayor parque hotelero de la región Centro-Oeste de Brasil, y muchos hoteles tienen sus propios parques acuáticos termales, aunque existen aguas termales abiertas al público en general. El Rio Quente Resorts, un complejo de siete hoteles y dos megaparques acuáticos, es el más conocido, pero no el único, ni el más accesible.
El invierno (julio) es la mejor época para visitar la región, si bien la quincena de vacaciones escolares en Brasil es muy concurrida. Entre abril y julio raramente llueve y las noches son frescas. Las lluvias suelen ser entre octubre y marzo, pero en general son lluvias breves, que no impiden las actividades acuáticas en las piscinas y parques, que suelen ser el punto más apreciado por las familias que viajan con niños.

Monedas