5:39 hs. | Jue, 24.Ago.2017

BUE  T: °C  H: %

Síganos:    facebook twitter RSS


POR Mayte Suarez Santos | MAYTE SUAREZ SANTOS. RUTA SALUDABLE POR AL-ÁNDALUS

La Alhambra de Granada, en la Ruta de Los “Hammam”

La Granada nazarí es el primer itinerario por una Ruta donde descubriremos el culto naturista al agua, símbolo de purificación corporal y espiritual según los preceptos del Corán y fuente de inspiración poética en bellos versos eternizados en las paredes de la Alhambra. En el Albaycin, nos rendiremos a la seducción de sus y teterías y “hammam” repartidas por esta antigua medina, Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

  • achicar
  • agrandar
  • Imprimir
  • enviar
Mayte Suarez Santos
Mayte Suarez Santos

grupotermas@termasworld.com

Es Presidenta del GRUPO TERMAS, Editora de Termasworld.com, Revista electrónica, Agencia de Noticias y Termas Consulting y co-produce con BuscaSalud.com, la serie interactiva RUTAS SALUDABLES. Doctora en Ciencias de la Información por la UCM y Diplomada en Comunicación Científica por la Univ. Pompeu Fabra, está vinculada al ámbito universitario como periodista especializada en Medicina y Termalismo. Autora del "Libro AGUA.H20 la fórmula de la salud" y conferenciante en congresos del sector, ha recibido varios premios nacionales e internacionales como divulgadora científica. Es miembro de la Federación Mundial de Hidroterapia y Climatoterapia (Femtec) y Fundadora de la Asociación Española Amigos de las Termas. Consultora de Turismo Termal, fue asesora para el Proyecto Cajamarca presentado como "Villa Termal de los Incas".
Descargue CV Completo

Generalife y jardines

01.04.2017 | Magia, belleza y el refinamiento de la arquitectura musulmana con sus arcos y celosías, adornan el escenario donde el juego de agua y luces en la penumbra, envuelve el misterio del "hammam".

Los baños árabes es la herencia de Al-Ándalus, pujante civilización con personalidad propia, situada en tierra de encuentros, mezcla de culturas y fecundos mestizajes. Su importancia en la vida social y económica andalusí fue tan grande, que Sheherazade, la princesa de las Mil y una Noches llegó que, a decir, que una ciudad no estaba completa si no tenía su "hammam".

Siguiendo la huella de los árabes, nos adentramos en Al- Ándalus, nombre por el que se conocía a la zona de ocupación musulmana en la Península Ibérica que abarcó desde el s.VIII hasta finales del XV .Su legado está hoy más vigente que nunca, y para re descubrirlo, nada mejor que viajar al corazón del poder cultural andalusí, Granada, con un guía de excepción, Ibn Zamrak ( 1333- 1393), el más brillante poeta de la Alhambra, que rindió culto al agua al describirla como: "un amante cuyos párpados están henchidos de lágrimas, pero las oculta para que no le delaten.... ¿Qué es, en verdad, sino una nube que derrama sus aguas sobre los leones? (Poema escrito en la fuente de los Leones de la Alhambra de Granada)

LAS COLINAS DE GRANADA
"La Sabica es una corona sobre la frente de Granada, en la que aspiran a engarzarse los astros. La Alhambra -Dios la guarde hasta el fin- es un rubí en la cimera de la corona. Su trono es el Generalife: su espejo, la faz de los estanques; sus arracadas son los aljófares de la escarcha" (Ibn Zamrak)

Nuestro Guía recuerda que todo en Granada está condicionado por la orografía: la colina de Sabica, a la que le ha dedicado estos hermosos versos, corona la Alhambra y se eleva sobre el barrio judío del Realejo y los moriscos de El Abaycín y El Sacromonte. En la vega del Genil, se asienta la ciudad baja, más cristiana. A lo lejos, como un emblemático escenario natural, Sierra Nevada y los ríos Darro y Genil, inmortales testigos de que el agua es fuente de vida e historia.

Granada fue una gran metrópoli que acogió a musulmanes llegados del norte y este de África, del Magreb, etc. y tuvo su época de esplendor durante la dinastía, la nasri (nazarí), fundada por al Ahmar Ibn Nasr, el célebre Abenamar del romancero. Su reino abarcaba la región granadina, almeriense, malagueña y parte de la jiennense y la murciana. A pesar de su precaria estabilidad, durante su reinado se levantaron suntuosos palacios- la Alhambra- mezquitas y numerosos baños públicos, como señal de poderío económico.

Es precisamente en la Alcazaba, la parte más antigua de la Alhambra, auténtica fortaleza militar del s.IX y avanzadilla del mejor palacio del mundo musulmán, donde iniciamos el recorrido de la ruta. Este castillo defensivo, similar a un cascarón de navío proyectado al centro de la ciudad, es un conjunto de históricos muros y restos de dependencias sin mucha utilidad, pues la ciudad nunca fue asediada. Su atalaya fue destruida y posteriormente reeditada por Muhammed III. Desde la Torre de la Vela, divisamos una fantástica panorámica de Granada.

En los accesos al pabellón del conjunto monumental que forman los Palacios nazaríes, la Alhambra y el Generalife, encontramos multitud de personas. Las entradas adquiridas en algunos casos con un año de anticipación, estudiantes, personas de mediana edad e incluso mayores de edad avanzada, aguardan el momento de conocer el interior del recinto y contemplar este ejemplo de belleza y refinamiento. Máxima expresión de la arquitectura musulmana. Juegos de luces, sombras, brillos y reflejos se unen al susurro de las fuentes y estanques y a olores de los jardines para crear una atmósfera con la que los califas nazaríes concebían su paraíso terrenal.

Los muros de la Alhambra están llenos de decoración caligráfica, escritura cursiva en las que no solo se puede leer "solo Dios vencedor" (frase que se le adjudican a Zawi ben Ziri, de la dinastía nazarí) sino poemas realizados por poetas de la corte de Granada: Ibn al-Yayyab (1274-1349), Ibn al- Jatib (1313-1373) y Ibn Zamrak.

Desde hace siglos, éste último poeta y visir expresa con poemas repartidos por todos los rincones de la Alhambra de Granada, la grandeza cultural y artística de Al-Ándalus.

Con una sucesión de maravillas que parecen inacabables: El Palacio de Carlos V, una joya renacentista, en el mundo nazarí; la sala de Mexuar, que parece obra de un orfebre; el patio de los Arreyanes, con su estanque de espejo y la enorme torre de Comares, que guarda en su interior el Salón de Embajadores, el mayor de la Alhama y el Patio de los Leones, auténtico corazón de la Alhambra.

La famosa fuente, representación de naturaleza viva, no deja de asombrarnos si tenemos en cuenta que se trata de un palacio islámico. La taza descansa sobre doce leones y recoge el agua de los cuatro canalillos orientados hacia los cuatro puntos cardinales. La fuente de mármol blanco, es una de las más importantes muestras de la escultura musulmana. I. Zamrak nos enseña el borde de la fuente donde esculpió un poema advirtiendo del sofisticado sistema de abastecimiento y desagüe.

Nos desplazamos desde el lado norte del Patio de los Leones, a la Sala de las Dos Hermanas, a la Sala de los Aljimeces y el Mirador de Daraxa, uno de los rincones de la Alhama más fotografiados por su decoración musulmana abigarrada. Finalmente, a la torre del Peinador de la Reina, inaccesible en la actualidad y donde hay un hammam. Por razones de conservación no fue posible visitar, al estar cerrados por restauración

LOS BAÑOS
El hammam sigue el modelo de las termas romanas: una sala cálida, una templada y una fría, con hornos debajo del suelo. En la visita realizada al museo del Palacio de Carlos V, el estudioso del "hammam" tiene la oportunidad de ver las sandalias de madera que calzaban los bañistas para no quemarse los pies cuando circulaban entre las diferentes salas.

Impacientes preguntamos a nuestro Guía, donde se encuentran los baños árabes de la Alhambra. Ibn Zamrak, vuelve a sonreír y señala una puerta, es la entrada al Palacio de Comares. Leemos un verso que dice: "Soy corona en la frente de mi puerta; envidia al Occidente en mi el Oriente..." (I. Zamrak)

Se trata del Palacio de Comares, residencia oficial del monarca. Yusuf I quiso que la decoración de las dependencias reales dejaran maravillado al visitante y aunque no vio terminada esta obra, se atribuye su autoría a su hijo Mohamed V. En el friso de madera labrada es donde Zamrak dejó tatuado este poema.

Los baños árabes fueron construidos al este del Palacio de Comares, siguiendo el modelo de las termas romanas. Lo que se conoce como la sala de las Camas, es la primera estancia que nos encontramos al entrar en los baños. Esta sería el "apoditerium, o sala que se utilizaba para desvestirse antes de entrar en el baño, y posee un espacio cuadrado en el centro, delimitado por columnas, hay una fuente y galerías a su alrededor, así como un espacio abierto al piso superior, desde cuya galería se dice que el monarca se asomaba para ver a sus mujeres desnudas.

A los lados se pueden ver las camas destinadas al descanso posterior al baño, con alicatados de colores. Toda la decoración existente es de la época cristiana. La siguiente sala es el "frigidarium", sala fría donde, al contrario que en las termas romanas, en los baños árabes se sustituye la piscina por una pila de agua fría. La sala central es el "tepidarium" o sala templada que comunica con las otras salas mediante arcos escarzados.

Finalmente, accedemos al "caldarium" o sala de vapor, es la sala caliente del baño, en la que en su día existió una caldera de cobre donde se calentaba el agua que se conducía por las galerías subterráneas para calentar estas estancias. Aún podemos encontrar en un nicho de azulejos al fondo de la sala, el caño por el que salía el agua caliente.

Desde esta sala se hacía el recorrido contrario de nuevo hasta el "apoditerium", con lo cual se obtenía un baño con gradación de temperaturas muy agradable. De hecho, la distribución de estos baños de la Alhambra no es específica, sino que era común en los baños árabes.

Para algunos entendidos en el tema, lo que distingue el hammam de la Alhambra de otros aún existentes en España, es la Sala de las Camas, y la describen como un lugar donde el Sultán reposaba después del baño, tumbado en los cojines y alfombras que sus esclavos habían dispuesto en las alcobas que rodeaban el espacio central, mientras admiraba a sus mujeres que bailaban desnudas, al ritmo de músicos sentados en la galería superior, ciegos éstos para no poder mirar lo que pasaba abajo

¿Leyenda o realidad? El poeta y visir, Ibn Zamrak, no opina y nos sugiere que antes de abandonar el recinto de los baños árabes, subamos al piso superior. Aquí encontramos una salita con armadura de lazo de estilo mudéjar, sus arcos poseen inscripciones y adornos de mitad del siglo XV. El resto de las salas es muy simple, sin adornos en las paredes, con pavimento de mármol, zócalo de azulejos muy sencillos, arcos de herradura sin decorar y bóvedas con lucernas en forma de estrella, que permanecieron cerradas con vidrios de colores y que servían para iluminar la estancia.

EL RITUAL DEL AGUA
El hammam fue elogiado por poetas, artistas, escultores, etc., que encontraron en el agua ese elemento cercano y misterioso. A través del estudio de la arquitectura y la literatura también observamos como el baño árabe se ha rendido a la seducción de los cuerpos desnudos en contacto con las aguas voluptuosas, como fue habitual en las termas de sus antecesores, griegos, romanos y bizantinos. Además, se rodea de un conjunto de elementos como salas de baño, hornacinas, celosías y otros complementos como tarros de farmacopea, cúpulas, especieros de perfumería.

Evidentemente los "hammam" estaban considerados como lugares que proporcionaban la higiene que no existía en las viviendas, pero también, y ésta ha sido una característica propia de todos los baños, por ser lugares de reunión, eran verdaderas fuentes de intercambio de ideas y discusión social, política y cultural... Los baños árabes solían tener unas estructuras similares entre ellos, y parecidas a la de los baños de otras culturas, pero con la arquitectura propia de cada civilización.

Se puede decir que el hammam es conocido como un lugar de reposo donde la penumbra ayuda a crear un clima de magia motivado por el vapor ambiental y al contrario de la sauna finlandesa con su calor seco, el hammam es mucho más húmedo. Aunque la temperatura de este baño de vapor es de aproximadamente 55 grados, la humedad hace que la persona sienta más el calor ya que el agua es mejor conductor de calor que el aire. El hammam es sedante y analgésico, descongestiona las vías respiratorias y limpia la piel.

¿Cómo tomar un hammam? Digamos que tiene su ritual. Sus reglas. Su seducción. Hay que entrar mojado y durante las sesiones de hammam es necesario beber agua abundantemente.

Llegamos al Generalife, final de la primera etapa del itinerario. Esta villa rustica o almunia rodeada de huertos y jardines era la residencia veraniega de los monarcas reales. Desde este lugar se domina un maravilloso entorno, el Albaycin, la Alhambra, la Vega y Sierra Nevada.
Al entrar en el Patio de la Acequia nos sentimos embriagados por el olor de las selectas flores y el gorgojeo del agua. Para nosotros es como el despertar de los sentidos a través del agua. El visir y siempre poeta, evoca con sus versos, el ruido de las fuentes que murmullan: "Granada es una desposada cuya corona y cuyas alhajas y vestiduras son las flores, la túnica es el Generalife..." (I. Zamrak)

POR EL ALBAYCIN
En la ansiada búsqueda por descubrir los hammam o baños públicos, algunos en ruinas, otros olvidados, o en lo mejor de los casos, rehabilitados, retomamos la ruta. En esta segunda etapa, decidimos subir al Albaycín que expresa mejor que ningún otro lugar, el espíritu multicultural que se respira en Granada. De ese modo, cruzamos hacia la otra orilla del río Darro, donde se extiende sobre una colina, el conocido barrio morisco.

El Albaycín enlazaba directamente con la Alhambra por el Puente de Cadí y fue sede de la corte de los monarcas Ziries en el s.XI, quedando como huellas de este período, los restos de las murallas de su Alcazaba, la Puerta Monaita, Puerta Elvira y el Arco de las Pesas, los Baños Árabes, del siglo XI con capiteles romanos, visigodos y califares. Además del Palacio Dar -Al -Horra, perteneciente a la madre del rey moro Boabdil, y desde cuyos ventanales se contempla la parte alta de Albaycín, declarada por la UNESCO, en 1993, Patrimonio de la Humanidad.

De esta antigua medina, queda hoy un enorme laberinto de plazas escondidas, mezquitas transformadas en iglesia y puertas de la época musulmana. Es un lugar donde mejor se percibe el ambiente árabe de Granada. Por sus encaladas pendientes se cita la bohemia, se saludan los adolescentes trasnochadores, los clérigos madrugadores, sin olvidar a los artistas gitanos que habitan en los suntuosos cármenes, la casa granadina por excelencia. Entre los altos muros del Albaycín se combinan el jardín palaciego y las viviendas de habitaciones escalonadas.

Recorriendo sus empinadas callejuelas, observamos como los aljibes, depósitos utilizados para abastecer de agua a la población, constituyen una de las señas de identidad del barrio. El término aljibe procede del árabe al-yubb (el pozo) y al igual que las cisternas romanas, su función era almacenar agua que provenía bien de la lluvia o de las acequias. El material que utilizaban para la construcción de los aljibes era ladrillo o argamasa, a veces utilizaban ambos en el mismo aljibe. El uso del agua estaba regulado por leyes. El río Darro fue un punto de abastecimiento de agua.

La Carrera del Darro, uno de los lugares más atractivos de la ciudad no solo por su entorno sino por los magníficos edificios que en ella se levantan, edificios de los más diferentes estilos, tipología, funciones, conventos, iglesias, casas señoriales y baños árabes. Se abre paralela al margen derecho del río Darro, entre el Albaycin y la colina de la Alhambra. A ella confluyen calles que albergan edificios de gran interés que habitaron importantes personalidades ligadas a la historia y al arte granadino, como Mariana Pineda o Pedro Duque de Cornejo.
En la Carrera del Darro estamos muy cerca al Barrio de los Axares -de la Salud o Deleite. Y en esta zona privilegiada de Granada, al fin encontramos el más importante hammam de Al Andalus: El Bañuelo.

EL BAÑUELO
Conocido también como Baño del Nogal (Hammam al Yawza) o de los Axares, haciendo alusión este último al nombre que tenía el barrio cuando se construyó, fue muy elogiado por los poetas musulmanes, tanto por su clima como por los bellos edificios que en él se edificaron, siendo sus límites el puente del Cadí, la puerta de Guadix (situada al final del Paseo de los Tristes) y la calle de San Juan de los Reyes.

Es el " hammam" o baño público más completo de Al- Ándalus y el más antiguo de Granada (Andalucía). Se construyó en el siglo XI, en la época del rey zirí Badis. Situado en la Carrera del Darro número 31, nos maravillamos ante esta joya cultural única y hoy recuperada.

Los estudiosos de los baños públicos en Al- Ándalus dicen que formaba parte de la Mezquita del Nogal y que sus columnas y capitales fueron recuperados de las ruinas de edificios visigóticos y romanos e incluso de los restos del palacio de los Califas de Córdoba, Medina Al-Zahara. El agua se canalizaba por tubos compuestos de segmentos encajados hechos de barro cocido, hacia las salas cálidas, templadas y frías del hammam, entre las cuales pasaban los bañistas siguiendo el modelo romano.

Al fondo del edificio existe una sala, hoy sin cubierta, que contuvo, en su momento, las calderas. Todas las salas tienen claraboyas octogonales o en forma de estrella. En la actualidad, el edificio está declarado Bien de Interés Cultural.

Durante el itinerario de la Ruta por Granada encontramos otros baños turcos o hammam, además de los que existen en el recinto de la Alhambra): Baños del Polinario (actualmente acoge el Museo de Ángel Barrios) en la Calle Real y el de la Plaza de Armas, a los pies de la Torre de la Vela; restos de baños hay también en la Calle del Agua, en el Albaycín, la Casa de las Tumbas y el Colegio de las Mercedarias, entre otros. Los "hammam" están declarados por Real Orden de 30/11/1918 Monumento Arquitectónico Artístico, tiene en la actual legislación (Ley del Patrimonio Histórico Español de 1985) la consideración de Bien de Interés Cultural, lo cual implica una especial tutela y protección.

Estudiar este legado cultural de Al- Ándalus a través de esta Ruta fue un lujo para nosotros. Motivo por el cual, años más tarde, el Departamento de Investigación de TERMAS WORLD amplió dicho estudio para presentarlo como comunicación Póster bajo el título de "Al-Andalus, la Ruta Cultural de los Hammam" en el 35º Congreso Mundial de la ISMH en Estambul. Fotos: Archivo TermasWorld. 


Mayte Suárez Santos - Póster Presentación “Al-Andalus, la Ruta Cultural de los Hammam”.
35º Congreso Mundial ISMH. Estambul



GLOSARIO DE TÉRMINOS ÁRABES


Al-hámma, baño termal natural.
Al-hammám, baño usual de vapor.
Al- bayt al maslag, vestíbulo.
Al- bayt al barid, recibidor donde se entregan las toallas.
Al-bayt al westani, sala templada.
Al-bayt al sagun, sala caliente.
Alcazaba, al-qasbah, recinto fortificado.
Alcázar, al-qasr, fortaleza, casa Real.
Alcaicería, al-qisariya, barrio con tiendas.
Aljama,al-yami, mezquita de la oración del viernes.
Aljibe, al- yubb, pozo.
Albayzin, agua.
Almuédano, al-muaddín, persona que desde el alminar convoca a la población musulmana para orar.
Almunia, al-munya, huerto, granja.
Ataurique, at-tauriq, ornamentación árabe de tipo vegetal.
Bañuelo, hammam al yawza.
Barakha, suerte, bendición.
Califa, jalifa, príncipe árabe que ejercía el poder espiritual y civil.
Cora, kura, división territorial dentro de al -Andalus.
Emir, amir, príncipe o caudillo árabe.
Hammám, baño.
Haram, sala principal de la mezquita.
Hisba, estudio normativo de organización social.
Kohol, antimonio utilizado como cosmético para realzar la mirada
Imán, musulmán que dirige la oración
Madraza, al-madrasa, escuela musulmana de estudios.
Maristan, hospital árabe.
Medina, al-madinat, centro urbano de una ciudad musulmana.
Mihrab, nicho orientado hacia la Meca desde el que se dirige la oración de los musulmanes.
Mocárabe, al-muqarbas, labor formada por la combinación geométrica de prismas acoplados; se usa como adorno de bóvedas.
Morisco, musulmán bautizado que, al acabar la conquista, se quedó en España.
Mozárabe, mustarab, cristiano que permaneció como tributario en la España musulmana, conservando su organización eclesiástica, judicial y su religión.
Mudéjar, mudayyan, musulmán al que se permitió bajo denominación cristiana como tributario, conservando su religión.
Muladí, muwaladí, hispano cristiano, que abrazó el Islam durante la dominación musulmana.
Qanat, conducción subterránea del agua.
Rábida, rabita, fortaleza militar y religiosa musulmana.
Sebka, motivo ornamental almohade que imita a una red o enjambre.
Sufi, de suf, lana. Místico musulmán.
Taha, taa, comarca, distrito.
Taifa, taifa, cada uno de los reinos en los que se dividió al Andalus, al disolverse el califato.
Wali, vali, gobernador de una provincia en el estado musulmán.
Zahoya, escuela de teología y mística.

+ Info: www.termasworld.com
  • achicar
  • agrandar
  • Imprimir
  • enviar

De GAP a Gucci… de compras en Orlando

Si de compras se trata, nada como Orlando; la diversidad y la calidad en las compras es como en ningún otro destino. Los compradores pueden ir de Gucci, Prada y Louis Vuitton a un par de orejas de Mickey Mouse o una varita de Harry Potter.  

Anaheim, en el Centro del Sur de California

Localizado en el corazón del Sur de California y conocido por su ideal clima durante todo el año, el Condado de Orange con su casual energía y su ambiente sofisticado cuenta con una versión única del estilo de vida Californiano. 

10 tips viajeros para sentirse como en casa en Jamaica

La mejor forma de conocer Jamaica es conocer a su cálida y amigable gente. Sea en Kingston, Montego Bay, Negril, Ocho Rios, la Costa Sur o Port Antonio, la mejor manera de conocer a la gente es sumergirse en la vida diaria de la isla.

Porto de Galinhas, un destino para enamorados

Según el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE), la cantidad de casamientos viene creciendo en los últimos diez años. 

Tips para una experiencia económica en Nueva York

El nuevo portal “Free in NYC” compila las diferentes formas de ahorrar en los cinco distritos neoyorquinos, con opciones gratuitas o de bajo costo ya disponibles. 

Tesoros únicos de Guanajuato

Cada destino cuenta con elementos singulares que lo caracterizan y apartan de otros. Joyas arquitectónicas, culturales o gastronómicas que solamente pueden ser encontradas en un sitio en particular del mundo. 

Taiwan mejor destino gastronómico según encuesta de CNN

La cadena estadounidense de noticias por televisión CNN realizó recientemente una encuesta en el sitio social Facebook para determinar cuál es el destino gastronómico favorito del público. Taiwan fue seleccionado como el destino predilecto por los amantes de la buena comida.  

Monedas